Sociales

Aruba apuesta a la vacunación para revivir el turismo e intentar reflotar su economía

Las autoridades desplegarán una campaña de inmunización con la mira puesta en proteger la salud de los ciudadanos y reactivar la actividad económica de la isla

Con 7.134 casos confirmados y 61 muertes hasta el 9 de febrero de 2021, Aruba ha sido la isla caribeña del Reino de los Países Bajos más golpeada por los embates de la pandemia del covid19. 

Las autoridades tomaron tempranas medidas para contener el coronavirus a solo dos días de detectados los primeros casos el 13 de marzo de 2020, tales como prohibición de viajes internacionales, cierre de escuelas y toques de queda durante las noches

Mientras Europa atravesaba sus peores momentos, Aruba totalizaba 119 casos y 3 muertes por covid19 entre marzo y julio. Parecía que la situación estaba bajo control, pero el primer golpe fuerte del coronavirus se sintió en la isla en agosto de 2020, cuando se totalizaron 2.172 casos y 24 personas murieron entre ese mes y septiembre como consecuencia del pico de infecciones.

Un mes antes, habían sido reabiertas las fronteras para recibir viajeros de Estados Unidos y Europa. También en agosto, las autoridades de turismo habían implementado nuevos protocolos de acceso para turistas, como la consignación de una tarjeta de embarque, la obligatoriedad de cargar una prueba PCR de 72 a 12 horas antes de ingresar a la isla y la necesidad de comprar un seguro de visitantes para garantizar la atención ante un eventual contagio de covid19.

La segunda oleada del virus pandémico empezó a sentirse en Aruba a finales de diciembre y durante el mes de enero.  Durante los primeros 31 días de 2021 se contabilizaron 1.416 nuevos casos de covid19 en Aruba y nueve muertes. 

La reapertura de la isla a turistas latinoamericanos desde el 1 de diciembre, sumado a la temporada navideña, pudo haber tenido incidencia en este segundo impacto del coronavirus.  El 25 de enero de 2021, el equipo de Crisis Local anunció el cierre de fronteras con Brasil al detectarse la presencia de la variante británica en ese país. Además, y por primera vez en 65 años, la celebración del tradicional carnaval de Aruba fue suspendida.

Inmunización y pasaporte de salud digital

A finales de enero, se confirmó la presencia de los cinco primeros casos de la variante británica del SARS-CoV-2 en Aruba, una cepa más infecciosa que pone de relieve la importancia de inmunizar a la población para frenar la expansión del virus.

Desde el 1 de febrero, se abrió el registro para la vacunación contra covid19 en Aruba a través de la aplicación Aruba Health. La vacuna se aplicará a todo el que resida en la isla  o se encuentre en un período largo o indefinido en la isla y excluye a los turistas.

Las autoridades de Aruba informan a la población para que se vacune y frene la pandemia

Dangui Oduber, ministro de Salud Pública de Aruba, explicó en rueda de prensa el 20 de enero pasado que han dividido a la población de la isla en siete grupos objetivos para iniciar las inmunizaciones: trabajadores de atención de emergencia/ primera línea, residentes y personal de hogares de ancianos, mayores de 60 años y con una enfermedad crónica, personas de 18 a 60 años con una condición médica o enfermedad crónica, otros trabajadores de la salud, personas de 60 años o más y población sana de 18 a 60 años. 

El primer grupo será vacunado tan pronto como arribe la vacuna al país, lo que se espera se produzca cerca del 15 de febrero.  Mientras que el segundo grupo sería inmunizado entre febrero y marzo

La isla recibirá las vacunas BioNTech / Pfizer y Moderna, de Estados Unidos. Cada una de ellas debe ser aplicada en dos dosis. 

También, y en diciembre de 2020, Aruba se convirtió en el primer gobierno del mundo en unirse formalmente al CommonTrust Network, respaldado por el Foro Económico Mundial.

Eventualmente, este convenio facilitará la sincronización entre la aplicación Aruba Health con la aplicación CommonPass para establecer una suerte de pasaporte digital de salud que permitirá verificar el estado de covid19 y de vacunación de todo el que entre y salga del país. 

¿Se podrá curar la economía?

Aruba, el país que más depende en todo el mundo del ingreso turístico, no pudo escapar de las consecuencias de las cuarentenas y la suspensión de viajes internacionales. En paralelo a la contención del virus, el gobierno de la isla también espera sanear la afectada economía.

Luego de dos meses de toques de queda y limitaciones para la actividad comercial, a partir de mayo de 2020 se comenzó a ordenar la reapertura gradual de empresas de servicios y determinados comercios, con restricciones en cuanto al número de personas que podían ingresar. 

La campaña de vacunación busca el despegue económico de la isla

Al igual que Curazao y Sint Maarten, Aruba recibió durante 2020 cientos de millones del Reino de los Países Bajos para mitigar el impacto económico del coronavirus, a cambio de aplicar estrictas reformas. Con la intención de aliviar la presión económica en los ciudadanos, el gobierno de la isla estableció una lista de precios máximos para productos esenciales a solo 12 días de anunciar los primeros contagios de coronavirus. 

Pero el efecto colateral más temido del coronavirus fue inevitable. El PIB de Aruba se desplomó en 26,4% durante 2020 tras la fuerte caída de la actividad turística, el consumo privado y las inversiones, reseñó en su panorama económico de cierre de año el Banco Central de Aruba (CBA, por ss siglas en inglés).

Para 2021, las expectativas son inciertas. Una recuperación depende de la profundidad y duración de la pandemia y de la fuerza de la reactivación turística.

En un escenario conservador, el PIB podría crecer 2,5%. El escenario optimista sitúa este crecimiento en 5,2%, pero en una proyección pesimista, la economía de Aruba se contraería por segundo año consecutivo en 3,4%. 

Recientemente, la Organización Mundial de Turismo estimó que el Caribe no podría recuperar sus 31,3 millones de visitantes anuales (cifras referencia del año 2019) hasta, posiblemente, el año 2024, lo que explicaría el tono cauteloso del informe del Banco Central sobre el mismo tema.

“Se prevé que las actividades relacionadas con el turismo se mantengan aún muy por debajo de los niveles de 2019 en todos los escenarios”, se resalta en las estimaciones económicas para 2021 del CBA. 

Comentarios de Facebook

Artículos relacionados

Back to top button